AVUI A POL

Sentado en el Travesaño

cartelltravesano1516.png

Mucho se ha avanzado en el campo de las estadísticas futboleras. Anuarios, guías y revistas especializadas nos ofrecen datos y más datos. Y si algo no está a mano, siempre nos queda internet. Pero se puede ir más allá. Existen materias y aspectos en los que profundizar. Mirar y remirar con el objetivo de ofrecer al público aquella información que difícilmente podrá encontrar.

8-5-2010. Jornada 37 de la Liga 2009-10, la primera del RCD Espanyol en su nuevo Estadio de Cornellá-El Prat. Match frente a Club Atlético Osasuna para dar carpetazo a una campaña emotiva en todos los aspectos, pero a la que todavía le resta un último sorbo lleno de simbolismo. Ante el cuadro navarro, llega el momento de decir adiós a TAMUDO. Palabras mayores.

Sólo será media horita. Como en aquella lejana tarde en el Rico Pérez hace ya 13 años. Suficiente para buscar un gol. Su último gol. El que le coloque para siempre en el Olimpo de todos los récords, como único jugador con dianas en los 3 estadios (Sarriá, Montjuich y Cornellá-El Prat).

Pero esta vez no habrá suerte. Pese a diversas intentonas, TAMUDO no logra ver puerta. Da igual. Se va como una leyenda y con el aplauso unánime de una grada que le adora. Sus últimas carreras ante el club rojillo elevan a 340 el número de partidos jugados en Liga con la camiseta blanquiazul. Una marca casi eterna. Dificilísima de batir, si nos atenemos a los actuales parámetros del fútbol.

Pero, ¿quiénes le precedieron en ese lugar de privilegio? ¿Cuál es la secuencia de los futbolistas récord en la historia del RCD Espanyol?.

Difícilmente hallarán ese dato en ninguna publicación escrita ni digital. Pero existe. Hay que trabajarla. Remover papeles y confrontar datos hasta dar con la relación exacta. PERICOS ON LINE se la ofrece en el presente artículo. Más que una historia, un recorrido por la historia.

 

- Pioneros -

El día 10-2-1929 y tras un largo período de gestación, no exento de debate y polémica, arranca el 1er Campeonato Nacional de Liga (temporada 1928-29). La Liga.

Apenas una semana antes (día 3-2-1929) y en un anegado Mestalla, el RCD Espanyol se proclamaba Campeón de España al derrotar al Real Madrid (2-1). En lo más alto de la fama, el cuadro de Sarriá parte como indudable aspirante al título. Repleto de moral, y con un elenco de jugadores de enorme calidad, los blanquiazules acumulan la friolera de 19 partidos consecutivos sin conocer la derrota. No hay quien pueda con ZAMORA y los suyos.

Sin embargo, llegada la hora de la verdad el cuadro españolista no da la talla y realiza un torneo más que discreto. Lesiones, sanciones, cansancio, una plantilla corta y sin recambios. Todo son excusas. Puede que algunas, hasta con cierto fundamento. Pero si algo no admite discusión es la clasificación final (7ª plaza sobre 10 equipos). De los 18 partidos disputados sólo en 7 logra el triunfo. Decepción es la palabra. Sin ambages.

En aquella primera travesía, el incombustible TRABAL (Ramón Trabal Calvo) y el medio TENA I (Juan Tena Guimerá), ambos con 16 encuentros, resultan ser los jugadores más utilizados por el inglés Jack Greenwell. La cifra no dice gran cosa, pero siempre tiene que haber un primer eslabón, y ellos lo son, en esta honorifica relación de futbolistas récord.

imprescindibles01.png

El siguiente será VANTOLRÁ (Martín Vantolrá Fort). El relevo llega durante la temporada 1929-30. Concretamente en la jornada 14 y con motivo del histórico RCD ESPANYOL - REAL MADRID (8-1) jugado en Sarriá el miércoles 5-3-1930. De aquella orgía anotadora el extremo participa con dos dianas. La que abre el marcador (3') y la que lo encamina a la goleada (5-1) en el minuto 56'. Han pasado 85 años y nadie le ha hecho un roto similar a los blancos. Para que luego digan.

Habitualmente ataviado con un pañuelo en la cabeza, VANTOLRÁ apunta a rutilante estrella. Lo tiene todo. Desborde. Velocidad. Precisión en los centros. Dotes goleadoras. Una joya de jugador, pero a la que Sarriá desgraciadamente, pronto dejará de admirar.

En Diciembre de 1930 y poco antes de que comience la temporada 1930-31, el club consuma su venta al Sevilla CF junto al canario PADRÓN. Es época de penurias económicas para un RCD Espanyol que aquel mismo verano se había desprendido de su icono, ZAMORA, traspasándolo al Real Madrid. Sin duda, el final de una época maravillosa. 

 

- Centenario Solé - 

Luego viene SOLÉ (Pedro Solé Junoy). Medio centro y alma máter del equipo durante largas temporadas, es otro de los históricos de la final de Mestalla y toma el relevo a su ex compañero VANTOLRÁ el día 4-1-1931 en el Stadium Gal de Irún (REAL UNIÓN DE IRÚN - RCD ESPANYOL 6-1).

El suyo no será un honor transitorio. Indiscutible en la medular, el de Sant Andreu será durante largo tiempo el futbolista récord por excelencia. Y no sólo eso. SOLÉ pasará a la historia por ser el primero en llegar a la mítica cifra de 100 encuentros de Liga vistiendo la zamarra blanquiazul. Los cumple exactamente en la temporada 1934-35 y con motivo de un derby jugado en Sarriá el 6-1-1935 (RCD ESPANYOL - FC BARCELONA 4-1).

SOLÉ detiene su contador en el partido 128 y cuando finaliza la temporada 1935-36. Para ser más exactos, lo detiene la Guerra Civil que impide la disputa de la Liga durante 3 campañas. Una verdadera pena porqué a SOLÉ le quedaba cuerda para rato. Finalizada la contienda, y rebasada ampliamente la treintena, todavía le sobran arrestos para jugar en el Girona, Real Murcia y Alcoyano.

imprescindibles02.png

 

 SOLÉ

- Los últimos del 29 - 

Concluida la contienda y a corto plazo, el registro de SOLÉ sólo queda al alcance de aquellos que siguen en activo una vez finalizado el conflicto armado. De los jugadores que iniciaran la aventura de la Liga en 1929, sólo los eternos PRAT y BOSCH continúan vistiendo de blanquiazul.

Cuando el balón vuelve al césped, PRAT (José Prat Ripollés), el histórico autor del primer gol de la Liga, sigue correteando la banda derecha, Antes de su traspaso al Real Madrid y posterior retirada, todavía juega una última temporada (1939-40) en Sarriá. Lesionado en la recta final de la campaña, se ve obligado a ceder la titularidad al joven Felipe ARA, pero todavía llega a tiempo para una última aparición. La del 24-3-1940 en San Mamés (ATHLETIC CLUB - RCD ESPANYOL 4-0) y que le empareja con SOLÉ a 128 partidos.

BOSCH (Crisanto Bosch Espín), es otra de las leyendas blanquiazules que sigue al pié del cañón tras la Guerra Civil. Artífice, junto a otros, de la supervivencia del club durante la contienda, el célebre "Tin" no se rinde y continúa en activo. Con 32 años a cuestas, poco queda de aquel veloz e indiscutible extremo que fuera, pero cuando Mas y Kike bajan el pistón, ahí sigue BOSCH. El eterno BOSCH.

La llama dura hasta la campaña 1942-43 en la que disputa 12 encuentros. El último, un derby en Sarriá jugado el 7-3-1943 (RCD ESPANYOL - FC BARCELONA 1-3). El match supone su actuación número 129 en la Liga y le sitúa como nuevo jugador récord superando la marca de 128 que mantenían al unísono SOLE y PRAT.

imprescindibles03.png

 

- Piratas -

El séptimo hombre récord es ya un jugador iniciado en la posguerra: JORGE (Gabriel Jorge Sosa).

Reclutado por Patricio Caicedo en uno de sus viajes a las Islas Canarias finalizada la Guerra Civil, JORGE es un futbolista de enorme clase y gran capacidad para el gol. No tardará en demostrarlo. Sus 2 dianas en la final de Copa 1940 disputada en Vallecas ante el Real Madrid (3-2), no sólo le convierten en el héroe del match si no que le reservan un hueco en la historia del club. Sólo es el inicio de 8 temporadas consecutivas como titular indiscutible de la vanguardia blanquiazul. Por el camino pulveriza la marca de BOSCH. Será el 7-10-1945 en el Estadio Bardín de Alicante (HÉRCULES CF - RCD ESPANYOL 0-0).

La larga trayectoria del tinerfeño como jugador españolista concluye en la campaña 1946-47. Año de emociones fuertes. Su último match, el 158, no es un partido cualquiera. El 13-4-1947 y con el descenso en juego, Real Murcia y RCD Espanyol cierran la temporada en La Condomina. Tras un partido de infarto, dos goles de CALVO (1-2) evitan el desastre. De aquel impulso liberador emerge un RCD Espanyol que gana plaza en otra Final de Copa. Será en La Coruña y frente al Real Madrid. JORGE es el capitán blanquiazul. Quién debe alzar el trofeo. Pero no será posible. La final de Riazor estaba teñida de color blanco mucho antes de que se celebrara.

Nuestro próximo hombre es FABREGAS (Antonio Fábregas Casals). Llegado al RCD Espanyol en la temporada 1940-41, él será el encargado de superar el listón establecido por el canario JORGE.

Curiosa la historia de estos 2 jugadores. FÁBREGAS, medio defensivo por lo general, nunca fue un virtuoso del balón, pero le sobraba liderazgo. Combativo, peleón, inasequible al desaliento, sus arrebatos de furia enardecían al público. Tez morena, eterno bigote y si convenía, pañuelo anudado a la cabeza, sus arranques eran pura visceralidad. Parecían abordajes. A su lado y durante 7 temporadas, JORGE. También moreno. También bigotudo. Tal que piratas. Así lo entendió el público de Sarriá que les apodó "Los Piratas de la Manigua".

Referente en la medular españolista durante toda la década de los 40, FÁBREGAS alcanza el status de hombre récord el 17-4-1949. Ese día FC Barcelona y RCD Espanyol cierran la temporada 1948-49 en Les Corts con un derby decisivo para la suerte de la Liga. La victoria azulgrana le otorga el título. Y así será, aunque los españolistas lo vendan caro gracias al gol inicial de Calvo (2-1). Para FÁBREGAS supone su partido 159 como perico. Desde ese momento, el que más.

No es todavía el final para el medio tarraconense. Viste de corto una campaña más (1949-50). Hasta la última jornada sigue al pié del cañón. Su contador se para en 181. Ese es el reto para el próximo que se atreva.

imprescindibles04.png

 

- Parra -

En sus últimos años como jugador blanquiazul, FÁBREGAS coincide con el que será su sucesor en el Olimpo de los más imprescindibles: PARRA (José Parra Martínez).

Curiosamente, será una lesión de FÁBREGAS, durante un Sevilla CF - RCD Espanyol (3-1) disputado en Nervión, la que posibilite el debut de PARRA mediada la campaña 1947-48. Y lo de PARRA fue un no parar. Llegar y besar el santo. Jugar, jugar y no dejar de jugar durante largas temporadas.

Internacional. Mundialista en Brasil 1950 e imprescindible zaguero central durante buena parte de su carrera, estaba claro que, salvo desgracia, iba a auparse, un día u otro, a la categoría de hombre récord. El match 182 llega finalmente el 9-1-1955 con motivo de un RCD ESPANYOL - FC BARCELONA (2-4) jugado en Sarriá. La temporada 1954-55 es dura para el cuadro blanquiazul. Se giró la tortilla, y tras 2 años de bonanza el temporal se lleva por delante a Alejandro Scopelli. Para sustituirle, llega un técnico novel llamado Odilo Bravo. Se avecinan tiempos difíciles.

También para PARRA que poco a poco irá desapareciendo de escena. Tras la liguilla promocional y con Ricardo Zamora en el banquillo, se consolidan ARGILÉS, CATÁ y FAURA como trío defensivo. PARRA sólo juega si hay alguna lesión o por imponderable manifiesto. Como la tarde del 8-1-1956 en Mendizorroza. Aunque sea en la medular, el de Blanes vuelve al once inicial ya que GÁMIZ, medio habitual junto a CASAMITJANA, cumple sanción a raíz de su expulsión en Alicante.

El de Vitoria no será un partido más. Frente al Deportivo Alavés y a pesar de la derrota (2-0), PARRA se convierte en el primer jugador del RCD Espanyol en alcanzar la cifra de 200 partidos en Liga.

El registro del mítico defensa se aúpa hasta los 216. Y hubieran podido ser muchos más. Pero sus últimos años en el RCD Espanyol son deprimentes. Pese a su trayectoria vive en el más completo de los ostracismos y durante sus 2 últimas campañas (1957-58 y 1958-59) no disputa ni un solo encuentro.

imprescindibles05.png

 

- Todo queda en familia -

Buena parte de la carrera futbolística de PARRA en el RCD Espanyol vino marcada por el excelente trío defensivo que formaba junto a ARGILÉS y CATÁ. La célebre retaguardia del equipo del Oxigeno que, con Scopelli al mando, no sólo logró buenas clasificaciones sino que se mantuvo como conjunto menos goleado en las campañas 1952-53 y 1953-54.

Y será ARGILÉS (Antonio Argilés Antón), su cuñado, el que bata el récord de PARRA. Aquellos 216 partidos del central de Blanes parecían una lejana barrera, pero el de Terrassa desde que debutara en Octubre de 1950 de la mano de Pepe Nogués, se apropia del dorsal 2 casi en exclusiva. Salvo lesión o sanción, ARGILES será el sempiterno lateral durante del RCD Espanyol durante 13 temporadas.

Indiscutible para cuantos técnicos tuvo y siempre por encima de la barrera de los 20 partidos por temporada,  alcanzar el status de jugador récord era solo cuestión de tiempo. ARGILES lo acabaría logrando el 12-4-1959 en la penúltima jornada de la campaña 1958-59 (RCD ESPANYOL y UD LAS PALMAS 1-1). Registro 217 alcanzado......y a seguir sumando. Porqué ARGILÉS tan sólo cuenta 27 años, y no tiene competencia en su demarcación de lateral derecho.

 

imprescindibles06.png

Casi 3 años más tarde, ARGILÉS juega su match 283 en Heliópolis frente al Real Betis. Es el que cierra la Liga 1961-62. Nefasta para el RCD Espanyol en todos los aspectos, la visita al feudo verdiblanco es la última baza para esquivar la temida promoción. Sólo vale la victoria.......pero a los béticos también les va la vida en el envite. Tras un carrusel de incidencias en el marcador, el empate final (3-3) es una toda una condena. O se vence al Real Valladolid o a 2ª División.

El desenlace ha sido mil veces explicado y supone también su adiós al fútbol. Con 30 años se considera útil y en forma, pero para la travesía por 2ª División, Heriberto Herrera quiere juventud. Aunque a regañadientes y medio forzado, deja los terrenos de juego para entrenar al equipo amateur del club.

Sin embargo, la historia le guardaba un guiño al bueno de ARGILÉS. Recuperada la categoría tras vencer al RCD Mallorca en otra dramática promoción Scopelli, que le conoce bien, retorna a Sarriá como secretario técnico para afrontar la campaña 1963-64 y consolidar al equipo de vuelta entre los grandes. No le será nada fácil.

De buenas a primeras, y pese al fichaje bomba de Kubala, el proyecto hace aguas por todas partes. En un desesperado intento por recomponer la situación, Scopelli le propone su vuelta a los terrenos de juego. Todavía en forma pese a sus cerca de 32 años, ARGILÉS vuelve a vestirse de corto en Noviembre de 1963. Imposible decir que no al club de tu vida y a su buen amigo "El Conejo".

Instalado en una permanente inestabilidad el RCD Espanyol tritura entrenadores, ficha nuevos jugadores y va de sobresalto en sobresalto. Pero pese a todo, llega con vida a la orilla de la salvación. Por aquel tortuoso camino, el contador de ARGILÉS vuelve a activarse y el 19-4-1964 alcanza la mágica cifra de los 300 partidos en un desdichado derby en el Camp Nou frente al FC Barcelona (5-0).

Sólo una semana después, el 26-4-1964, ARGILÉS disputa su último partido de Liga con la camiseta blanquiazul ante el Sevilla CF (1-0). Un encuentro en el que la victoria es imprescindible para asegurar la promoción ante el Real Sporting de Gijón, y que reportará la salvación definitiva. Luego, el adiós. Ahora si, por la puerta grande y con el orgullo de dejar a su RCD ESPANYOL entre los grandes.

Definitivamente la marca de ARGILES queda en 301 partidos. Un registro mítico que se mantendrá inabordable la friolera de 44 años.

 

- Eterno Tamudo -

imprescindibles07.png

La marca de ARGILÉS parecía imposible de superar. Resistió a jugadores tan carismáticos como JOSE MARÍA, MARAÑÓN y otros ídolos del españolismo. Pero a la cadena de eternos todavía le faltaba un último eslabón: TAMUDO (Raúl Tamudo Montero).

Por cercana en el tiempo, la historia del de Santa Coloma es ampliamente conocida. Rescatando a un RCD Espanyol casi moribundo TAMUDO debuta en el Estadio José Rico Pérez de Alicante la tarde del 23-3-1997 en el transcurso de un partido frente al Hércules CF, que el mismo acabará decidiendo con una histórica vaselina en el minuto 90' (1-2).

Es el primero de los muchos que vendrán a través de 14 temporadas luciendo la camiseta del RCD Espanyol (desde la campaña 1996-97 a la 2009-10). Por el camino 2 títulos de Copa, tras 60 años de sequía, y un sinfín de momentos inolvidables. Únicos.

Y ya puestos a hablar de registros una fecha: la del 8-3-2008 en el Santiago Bernabéu. Esa noche TAMUDO disputa su partido número 302 en la Liga como jugador blanquiazul y bate, 44 años más tarde, el mítico record de ARGILÉS. El match no fue precisamente de grato recuerdo para el delantero. Y no sólo por la derrota ante el cuadro blanco (REAL MADRID - RCD ESPANYOL  2-1), sino por su expulsión decretada por el colegiado Muñiz Fernández camino de los vestuarios.

TAMUDO no se pararía ahí. Seguiría acumulando partidos y goles hasta dejarlos en números casi eternos. A día de hoy, 340 encuentros en Liga y 129 goles no parecen guarismos al alcance de ningún jugador blanquiazul.

Se tardaron 44 años en rebasar los 301 partidos del gran ARGILÉS. La marca de TAMUDO está en la frontera de lo imposible. Un récord para la eternidad. Ojalá nos equivoquemos. Sería buena señal. Pero tengan en cuenta este dato: de los jugadores en activo, quien anda más cerca es el sevillano JAVI LÓPEZ. A día de hoy lleva disputados 152 encuentros de Liga.


- Cuadro Estadístico -

imprescindibles08.png

Oriol Pagès

<< Tornar Fer comentari 8742 | 0 | Imprimir | Enviar


 17/05/2017 Cuentas pendientes
 06/03/2017 &#128249; Panenka en el Plantío
 18/01/2017 Siete minutos para volver al cielo
 10/12/2016 Pasajero 750
 04/10/2016 &#128249; RCD Espanyol y Zona Cesarini
 02/06/2016 En lo alto de la tribuna
 24/03/2016 CITA INOPORTUNA
 11/01/2016 DUDA RESUELTA
 24/11/2015 LOCURA INOLVIDABLE
 08/09/2015 PRIMERO DEFENDER BIEN
1 | 2 | 3 | 4 | 5 | 6 | 7